Categorías
Deporte

Lo Que No Sabes Del Masaje Deportivo

Lo Que No Sabes Del Masaje Deportivo

El masaje deportivo, este es el tema que atrapó mi atención cuando yo comencé en éste maravilloso mundo del masaje. Mi interés se despertó por la necesidad que tuve de ellos.

sport-massage

Foto: Valentina Calanche

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

En aquella época practicaba Karate y para mejorar mi capacidad aeróbica y resistencia en el kumite (combate), comencé a trotar, este deporte me enamoró, pasé de practicarlo como coadyuvante de mi práctica del karate a una disciplina deportiva que practicaba diariamente, con ahínco, como consecuencia de esto mis músculos comenzaron a doler, aunque tenía especial cuidado en mi alimentación, sufría de dolores y calambres que definitivamente no me permitían entrenar como era debido para alcanzar mis metas, de hecho decaí en mi desempeño.

Mis compañeros del Running y un Sensei de Karate me sugirieron el masaje deportivo, para mí, fue un total descubrimiento, pensaba que los masajes eran solo para relajar, desestresar, para la estética. Seguí las sugerencias y tuve la suerte de encontrar un masoterapeuta muy experimentado, estudioso y muy consciente de su trabajo y su importancia, no les puedo explicar el cambio de mi cuerpo, cada músculo que ese profesional trabajó cambió, los dolores y los calambres desaparecieron y yo alcancé mis metas ¡fui feliz!

ENTREMOS EN CONTEXTO

Como comenté en la entrega acerca de la historia del masaje, parte II, ésta técnica del masaje deportivo surgió en Rusia, gracias a M. Le Ron, quien llevó la técnica del masaje sueco a su país y de éste se derivó el Masaje Deportivo, en 1892, se crea la primera escuela para el estudio del masaje y comienza a ser aplicado formalmente el masaje deportivo a los deportistas rusos, competidores de las Olimpíadas y los profesionales. Es amplio conocido el nivel de desempeño de los atletas rusos, pues tenían este “As” bajo la manga.

Para esta entrega quise entrar un poco en profundidad, pero desde lo práctico, aportar información veraz, que permita entender la importancia de recibir un masaje deportivo a tiempo, ya sea para mantener, energizar, descargar el músculo o tratar una lesión ya sea a largo plazo o que permita superar un escollo y continuar en la competencia.

HABLA EL QUE SABE

Tengo la suerte de conocer a uno de los que más sabe en materia deportiva, Profesor Mario Ortega, tiene más de 40 años en el mundo del deporte, es docente graduado en Educación Física y Deportes, con Master en Técnicas Deportivas, especialidad, Preparación Física, Master en Gerencia Educativa y Técnico Superior en Administración de Personal. Desde el año 1981 hasta hoy es profesor a nivel medio, universitario y de postgrado. A los 15 años comenzó a jugar Voleibol, llegó a jugar en la selección nacional y representó a su país por 5 años consecutivos, desde hace 30 años, hasta hoy, practica con regularidad y dirige además del mencionado Voleibol, equipos de Baloncesto, Softball. También es maratonista, ha corrido 22 maratones, 42Km, a nivel mundial, 1547 media maratones, unas 3000 carreras de 10Km y desde hace 11 años dirige y coordina su grupo de runners, con quienes sigue corriendo y ¡todo esto con 58 años de edad!

El Coach Mario se ha mantenido cerca de 40 años como deportista de alto rendimiento, es decir entrenando duro. Él me cuenta que cuando se entrena a tope, con miras a una competencia, es muy importante no sobre entrenar, no “quemarse” como se dice en el argot deportivo, porque luego es muy difícil, toma tiempo y mucha prudencia retomar la capacidad de trabajo muscular. Para él hay dos maneras primordiales de descansar el músculo:

  • Una es haciendo un receso en su disciplina deportiva y haciendo otra disciplina distinta, de menor intensidad, donde se ejerciten los músculos de manera diferente, no parar el ejercicio físico o práctica deportiva, si no que la cambia por otra de menor intensidad
  • La segunda manera de recuperar el músculo es mediante la aplicación del masaje deportivo, él con el conocimiento que tiene del tema de la preparación física, conoce la técnica, la ha estudiado y ha desarrollado el auto masaje, que es de lo que más se beneficia, en su caso particular, aunque me recalca que nunca descarta el masaje aplicado por un profesional.

CUANDO NO VIENE BIEN EL MASAJE

Abordamos también el tema de las contraindicaciones de la técnica masoterapéutica y en esto fue muy enfático, puntualizó que por las características de la aplicación del masaje, cuando exista una lesión como el desgarro muscular, luxación, esguince, o siquiera la sospecha que exista una de estas situaciones, no se puede aplicar el masaje deportivo.

El riesgo de empeorar la lesión es muy alto, de allí, puntualiza el Coach que, aunque la técnica no es complicada, el profesional masoterapeuta debe haberla estudiado muy bien porque se debe conocer la anatomía del cuerpo y la fisiología del sistema músculo-esquelético, donde llegan las articulaciones, donde los tendones y las inserciones. Éste masaje por la fuerza que se aplica y porque va dirigido, al músculo, al tendón o al ligamento, de no ser aplicado correctamente, si no se sabe cómo agarrar o la presión que debe hacerse puede causar lesión.

LA FRECUENCIA SEGÚN LA ETNIA

Cuando le pregunto acerca de la frecuencia del masaje deportivo, en etapas de competencia fuerte, me dice algo bien interesante, el masaje se da de acuerdo a la tipología étnica de la persona, he flipado con esta respuesta. Creí que todos necesitábamos la misma cantidad de masajes, pues no y en esto es muy enfático.

Señala el Coach, las personas de raza negra, afroamericana tiene una resistencia muscular y resiliencia muscular mayor a las personas de raza blanca y las asiáticas, entonces, si se le aplica las mismas cantidad de sesiones de masajes a un afro descendiente o africano que a un caucásico, el africano va a experimentar un relajamiento excesivo del músculo perdiendo sus condiciones. El masaje deportivo debe ser diseñado a la medida del deportista, sobre todo tomando sus características étnicas.

EL MASAJE Y SU MOMENTO

Tiene tres momentos, antes, durante y después del entrenamiento. Otro quiebre de paradigma. Usualmente se escucha que el masaje es post entrenamiento, para recuperar músculo y de hecho así abordé el tema cuando inicié la entrevista, pues no. Hay un masaje pre-entrenamiento, es un masaje estimulante, energizante que prepara el músculo para el trabajo que se le viene.

El masaje durante el entrenamiento o la competencia es un masaje que se aplica en caso de alguna emergencia, como rescate al atleta, por dolencia sobrevenida, algún tirón muscular (sin desgarre), algún calambre que, luego de aplicado le permite finalizar el trabajo. El masaje post competencia, es bastante más fuerte que los anteriores, es el recuperador muscular por excelencia, tiene maniobras profundas.

El objeto, además de descargar el músculo es, también, la movilización y expulsión de las toxinas que genera el músculo al trabajar fuertemente, si no ayudamos al cuerpo a desecharlas adecuadamente, se producen procesos muy dolorosos evitando que pueda ocurrir el reposo activo del que hablábamos al principio.

VIGENCIA DEL MASAJE DEPORTIVO

El Prof. Mario me comenta acerca de los diferentes recursos con los que cuenta el Masajista Deportivo. Estos son la electricidad, las lámparas infrarrojas, las compresas, las bolsas criogénicas (yo los denomino los coadyuvantes del masajista).

Me indica que estos elementos se utilizan en el momento post competencia, post entrenamiento. Con tanto avance científico-tecnológico, le pregunto si cree que el masaje deportivo puede perder vigencia, cediendo paso a otras formas de tratar el sistema músculo-esquelético. ¡No! ¡Jamás! Lo que es capaz de hacer la mano, no podrá hacerlo ninguna máquina nunca. Además el masaje durante la competencia, se da sobre la marcha, en el desarrollo de los acontecimientos, allí no hay tiempo ni espacio para colocar electrodos o lámparas, ni de dónde sacar una compresa, en esos momentos es el masajista, su arte y una crema que corra bien sobre la piel.

MÁS VALE MAÑA QUE FUERZA

Significa, más vale técnica que fuerza. Para realizar un buen masaje deportivo, a pesar de la fuerza que debe aplicarse, es mejor mucha técnica y no tanta fuerza que viceversa, mucha fuerza sin conocer tanto la técnica.

Así lo afirma el Coach, palabras textuales: “cuando pones la mano donde es y la mueves como es, no hay desperdicio, se logra el objetivo. En cambio, si no lo haces como es y le pones la fuerza que crees que es, malogras al sujeto”. Con esta aseveración se desmitifica aquello de que debes ser muy fuerte para dar un masaje deportivo o de cualquier índole, en realidad.

POR ÚLTIMO, PERO NO MENOS

Gracias a las generosísimas respuestas del Profesor y Coach Mario Ortega, a todas mis preguntas, le agradezco infinitamente que se explayara en contestar sin mezquindad ninguna. Me he enterado y ahora tu también que la técnica del Drenaje Linfático es utilizada en la recuperación muscular post competencia o entrenamiento, funciona como suerte de una renovación celular, por su efecto desintoxicante y oxigenante. Espero que te haya sido útil esta entrega y disfrutado tanto como para mi ha sido interesante y agradable prepararlo.

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp