recompénsate a ti con un

Masaje Tailandés en Barcelona

El masaje Tailandés tiene como objetivo equilibrar la energía vital en un masaje meditativo que desbloquea los canales nerviosos, sanguíneos, linfáticos y energéticos. La circulación sanguínea mejora con esta técnica de masaje, las defensas del cuerpo se fortalecen y se potencia la claridad mental.

Indicaciones del masaje tailandés

  • Artritis, artrosis y otros dolores articulares. Contracturas musculares por tensión nerviosa y mala higiene postural.
  • Contracturas musculares por tensión nerviosa y mala higiene postural.
  • Dolor de cabeza. El alivio de la tensión nerviosa y el aflojamiento de la musculatura contraída, además de la mejora de la circulación sanguínea, son la causa del alivio de migrañas y neuralgias en general aplicando masaje tailandés.
  • Nerviosismo. El masaje tailandés promueve una profunda relajación física y mental.
  • Insomnio por su efecto relajante, que se mantiene el tiempo si es practicado con regularidad.
  • Dolor de espalda por desequilibrios y malas posturas, deformaciones de la columna (lordosis, cifosis, escoliosis) mejoran con esta terapia.
  • Envejecimiento. La flexibilidad que aporta el masaje tailandés rutinario consigue ralentizar el proceso de envejecimiento natural del organismo.
  • Tensión muscular en deportistas. Mejora la respiración (el estrés potencia una respiración rápida, corta y alterada, que la profunda relajación que aporta el masaje tradicional tailandés convierte en profunda y pausada).

Este masaje siempre fue considerado como una meditación en movimiento, estrechamente conectada con las enseñanzas del Buda Gautama. Se realiza tendido en el piso, sobre colchonetas o mullidos edredones.